Novedades en la Ordenanza del Taxi: vestimenta, seguridad y sostenibilidad

Foto: pixabay

La nueva Ordenanza del Taxi relaja la vestimenta de los conductores en Madrid y apuesta por la mejora del servicio y el impulso de la sostenibilidad en la capital.

Ordenanza del Taxi: Vestimenta

Tras una revisión a la ordenanza inicial aprobada el pasado mes de febrero, el Ayuntamiento de Madrid ha optado por relajar la uniformización de los taxistas debido a las numerosas alegaciones recibidas.

En un primer momento, la ordenanza obligaba a los conductores a vestir «camisa o polo oscuros«, «pantalón o falda, ambos de vestir y oscuros», «jersey, chaleco o chaqueta oscura» y «zapatos necesarios oscuros». Para dar respuesta al gran número de observaciones que se recibieron pidiendo una alternativa, se mantiene un código flexible que les permitirá vestir camisa o polo de cualquier color, siempre que sea liso.

El nuevo texto de la ordenanza se someterá a votación en el Pleno de este mes y, finalmente, entrará en virgo en junio.

Ordenanza del Taxi: Seguridad y sostenibilidad

Además de los cambios con respecto a la vestimenta de los trabajadores, la ordenanza mantiene el objetivo de dotar de mayor seguridad a los ciudadanos y hacer el servicio más accesible y sostenible.

En lo relativo a la sostenibilidad, para fomentar la incorporación de vehículos íntegramente eléctricos a la flota del taxi, se permite reducir el régimen de descanso obligatorio, es decir, se permitirá trabajar los siete días de la semana a los vehículos 100% eléctricos para incentivar su utilización.